30 nov. 2011

FIORDOS DEL OESTE Y PARQUE NACIONAL HORNBJARG, el Finisterre de Europa.

Los Fiordos del Oeste se asemejan a las tierras altas del interior en las grandes zonas deshabitadas. Considerados durante años un mundo aparte, posee majestuosas montañas, millones de aves y características peculiares que complementan la sensación de “oír perfectamente” el silencio de la naturaleza en su máxima expresión.

Es en los Fiordos del Oeste donde el tiempo trascurre con lentitud y la naturaleza avanza con fuerza. Son tierras con gran tradición de brujería, quizás por ser antiguamente una región bastante aislada que proporcionaba el ambiente idóneo para todo tipo de leyendas y tradiciones, que hoy día se recogen en interesantes museos.
Cabe destacar Ísafjörur como el pueblo referencia de la zona,  como punto de salida y llegada hacia enclaves de interés como los mismos fiordos o la isla de Vigur.
Junto a los anteriores, encontramos el Parque Nacional de Hornbjarg. Este Parque Nacional posee toda una muestra en variedad de vegetación resistente y llamativa.
No nos podemos olvidar de los maravillosos acantilados verticales como el llamado Látrabjarg con cerca de 450 metros, llamado el Finisterre europeo, por ser el punto más septentrional del continente o el acantilado Hornbjarg que llega a 535 metros. Un espectáculo natural difícil de olvidar y de obligada visita. Para terminar, entre las muchas opciones que la naturaleza nos ofrece, con el salto de agua de Dynjandi y su sorprendente unión entre roca y agua.

Compuestos por una serie de penínsulas, conforman hoy día menos de un octavo de la superficie de Islandia. Sin embargo, esta perfilada estructura tan peculiar confiere que su línea de costa sea más de la mitad de toda la costa del país. Los Fiordos del Oeste, son la región más salvaje y menos poblada del país, a excepción del centro. Su acantilados verticales como el Látrabjarg (444 m.) —el “Finisterre” de Europa— y el Hornbjarg (534 m.) son impresionantes.
A visitar:

  • La ciudad de Ísafjörður, ubicada en un fiordo, es el punto de partida para excursiones increíbles; desde aquí se puede caminar, ir en kayak (la canoa de los esquimales) o en barco de motor.
  • Dentro de los Fiordos del Oeste hay una serie de parajes, muy recomendables:
    • Látrabjarg (444 m.) y el Hornbjarg (534 m.) con sus espectaculares acantilados.
  • El salto de Dynjandi cuyas aguas se deslizan por el flanco de la montaña.
  • Isla de Vigur, pequeña isla anclada en el pasado, cuyos habitantes viven de la pesca. Cada verano unos 1.500 turistas llegan a la isla desde ferris desde Isafjordur.

En general, en esta zona hay que deleitarse con las orillas de los fiordos, con exuberante vegetación y paisajes únicos.

Sin duda, un lugar hermoso para aventurarse y disfrutar del movimiento de la naturaleza, sin olvidar a sus amables gentes.

+ INFO: http://www.westfjords.is/media/PDF/WestfjordsOfIcelandGuide2011.pdf

Guía turística de los Fiordos del Oeste (en inglés)

 

 

29 nov. 2011

EL CÍRCULO DORADO, paisajes indómitos.

Uno de los circuitos más populares en Islandia es el Golden Circle o Ruta del Círculo Dorado que comienza a las afueras de Reykjavik, llega hasta la parte central del país donde están las principales atracciones y después regresa al punto de partida.

Lo mejor es alquilar un coche y salir a la aventura, pero también puedes ir en un viaje organizado. Lo primero que se ve es el lago del cráter volcánico o Blue Lagoon (Laguna Azul), con aguas turquesas, cuyas orillas puedes recorrer caminando y la siguiente parada son las Cataratas Laxifoss, una salto de agua en un terreno rocoso y entre bosques.

Después se llega a Skalholt, pueblo tradicional que destaca por su Catedral y por ser el sitio donde se creó el primer mapa de Islandia y las islas vecinas . La siguiente parada es “natural”: el Gran Geyser, uno de los sitios mas turísticos del país, descubierto en el siglo XIV. Aquí el escenario parece sacado de la prehistoria, con vibraciones en la tierra y estanques de agua por doquier.geyser Sigue la Ruta del Círculo Dorado, en Islandia

Finalmente verás las Cataratas Gulfoss con su eterna niebla alrededor. Gullfoss (Cascada Dorada) es una catarata situada en el cañón del río Hvítá en el sureste de Islandia. 

Es una de las atracciones más populares del país. Se encuentra en el amplio cauce del río Hvítá, que fluye hacia el sur y a un kilómetro de la cascada gira bruscamente hacia el este cayendo en tres escalones curvados.

Archivo:Gullfoss Schlucht.jpg

El Parque Nacional Pingvellir con el parlamento mas viejo del mundo (930 DC) que está construido en las orillas de un enorme lago cuyas aguas se mezclan con las aguas termales y alimentan a la ciudad de Reykjavik también.Archivo:Thingvellir1-2.jpg

Þingvellir (en islandés: Þing: asamblea, vellir: explanada) es un valle situado en el sureste del país, cercano a la península de Reykjanes y a la zona volcánica de Hengill.

El valle es uno de los lugares históricos más importantes de Islandia. En el año 930, el Alþingi, una de las instituciones parlamentarias más antiguas del mundo fue fundada aquí.

La independencia de la República de Islandia fue proclamada en este lugar histórico en 17 de junio de 1944 y el parque aloja asimismo la residencia de verano del Primer Ministro.

Fue declarado Patrimonio de la Humanidad en 2004.

Otro lugar digno de visita en la Ruta del Círculo Dorado es el lago Kerið, que se encuentra en un cráter volcánico de piedra roja, con aguas tan opacas que recuerdan un aguamarina.

Jökulsárlón es uno de los lagos más bonitos de esta región. Este lago originalmente se formó por el glaciar Breiðamerkurjökull, que pertenece a Vatnajökull.

Las aguas termales alimentan a la ciudad de Reykjavik, que las aprovecha para calefacción y agua caliente.

+ INFO: http://www.publico.es/viajes/310696/el-circulo-dorado-de-islandia

28 nov. 2011

EL ANILLO, carretera circular (Ring Road)

La Ring Road es la carretera de circunvalación de Islandia y es la única que ofrece la posibilidad de dar la vuelta a la isla sin necesidad de utilizar vehículos todo terreno.

Recorrer los 1423 kilómetros de la Ring Road nos hace sentir cierta sensación de aventura, especialmente a medida que dejamos Reykiavik (la capital más septentrional del mundo) y nos adentramos en las zonas más remotas y despobladas.

Lo bueno, y lo malo, de este país-isla es que sólo hay un posible itinerario para recorrerla: seguir la carretera que la rodea por la costa. Podemos escoger, eso si, seguirla hacia el oeste o hacia el este. En cualquier caso, nos vamos a encontrar con un paisaje sorprendente: volcanes, fiordos, cataratas impresionantes, como la de Gullfoss, la más grande de Europa, que no es un salto sino dos unidos en forma de gigantescos escalones de la naturaleza.

No muy lejos de la capital nos encontraremos con la zona de los géiseres, que son uno de los fenómenos más típicos del país. Los campos geotérmicos de Geyser, con vistas al volcán Hekla, todavía activo, te harán sentir en otro planeta. Los géiseres brotan con unos intervalos regulares e impulsando columnas de agua hirviendo de hasta 60 m de altura. En esta zona, junto al río Hvítá está el Geysir Center con un hotel, restaurantes y otros servicios (piscina, alquiler de caballos islandeses, de un tamaño inferior a los nuestros y montados sin silla...), para disfrutar de un día de excursión.

Atravesando la llanura litoral, se alcanza la costa sur de Islandia, donde se pueden admirar otras dos bellas cascadas: Seljalandsfoss y Skógafoss.

Puntos de especial interés:

  • Lago Mývatn o Lago de las moscas enanas, con numerosas formaciones volcánicas en los alrededores.

  • Akureyri, la capital del norte, segunda ciudad más grande de Islandia (20.000 habitantes)

  • Cascada de Godafoss, una de las más impresionantes de Islandia.

  • Área volcánica de Krafla, plagada de volcanes, fumarolas humeantes y lodo hirviente.

  • Cascada de Dettifoss en el río Jökulsa à Fjöllum, situada en el tramo central del cañón Jökulsárgljúfur. La más caudalosa de Europa.

  • El Parque Nacional de Skaftafell.

  • Glacial de Vatnajökull, el más grande de Europa, con 8.400 km2.

  • Cascada Skógafoss, con una caída de 60 metros y más de 25 metros de anchura.

  • El salto de agua de Seljalandsfoss, uno de los más pintorescos.

  • Cascada de Gullfoss (Cascada Dorada) en el caudaloso río Hvítá.

  • El geiser Strokkur, en el valle de Haukadalur, que hace erupción cada 5 minutos aproximadamente y expulsa agua hasta 20 metros de altura. Muy cerca el famoso Geysir, hoy dormido, que da nombre a dicho fenómeno de la naturaleza.

  • Thingvellir, el parlamento democrático más antiguo del mundo y la zona de separación de las placas tectónicas euroasiática y americana. 

La forma más rápida de visitar Islandia es recorrer el Anillo (Ring Road) e ir sorprendiéndote a cada recodo del camino, pues el paisaje es diferente cada vez y te sientes como un explorador, que va descubriendo lugares nunca hollados.

+ INFO: http://viajeisland.blogspot.com/2008/05/ring-road-la-carretera-principal.html

 

27 nov. 2011

REIKIAVIK, la capital. de Islandia.

Es el centro neurálgico cultural, económico y de servicios de la nación. Las leyendas dicen que fueron los antiguos dioses vikingos los que llevaron al primer colonizador de Islandia, Ingólfur Arnarson, a fijar su hogar en Reikiavik. Le dio al lugar el nombre de Reykjavík (Bahía de los Humos) por los vapores geotérmicos que emanaban de la tierra y que hoy calientan las viviendas y las piscinas abiertas de toda la ciudad. Destaca en particular la Laguna Azul, situada a 50 kilómetros de Reikiavik.

Está muy cerca del Círculo Polar Ártico, lo que la convierte en la capital más septentrional de Europa. Durante el invierno sólo recibe cuatro horas de luz solar y durante el verano las noches son tan claras como el día.

Su población alcanza los 200.000 habitantes, los 2/3 del total del país.

 Islande - Rekjavik du haut de la cathédrale.JPG

Pese a su latitud tiene un clima muy parecido al del norte de España y el resto de comunidades europeas con el clima oceánico. Gracias a la cálida corriente del Atlántico Norte, Reikiavik tiene una temperatura media anual de 12° C.

El centro urbano de la capital ocupa una extensión reducida, ideal para recorrerlo a pie. Se extiende a orillas del lago Tjorn, en el espacio comprendido entre la orilla
norte del largo y el puerto. En esa zona se encuentran los edificios mas interesantes y los lugares históricos mas significativos.

Los edificios más importantes son el Parlamento (construido en 1881) y la casa de Gobierno (de mediados del siglo XVIII) ambos en el centro viejo de Reikiávik, entre el puerto y el lago. Cerca están la Librería y el Teatro Nacional ubicadas juntas detrás de una estatua del primer colonizador.

Las mejores vistas de la ciudad se encuentran en la “Cúpula del Perlan”, que con forma de observatorio astronómico,
cuenta con un amplia terraza que rodea la cúpula principal y de la que se disfruta de una hermosa panorámica. Alberga el museo de “The Viking Saga” y muy próximo se puede disfrutar de un Geyser (artificial) donde se explica como es el funcionamientos de estos fenómenos naturales.
Iglesia

Cuenta con una bonita catedral, Hallgrímskirkja, que tiene la curiosidad de contar con bancos de respaldos móviles (hacia el frente o hacia la entrada). Lo mejor, su campanario al que pagando una módica cantidad se puede subir y del que también se puede disfrutar de una magnifica vista. Pero el símbolo de la ciudad, sin lugar a dudas, es “La Barca del Sol”, una escultura de un barco vikingo metálico situada en la orilla del mar que se ha convertido en uno de los lugares
mas fotografiados por los turistas.P1000372

Reikiavik es una ciudad para caminar con tranquilidad, para pasear y disfrutar de sus gentes. A poco más de media hora, se llega a la Laguna Azul, que es un balneario geotermal. Se trata de una de las atracciones más visitadas del país, donde las vaporosas aguas son parte de una formación de lava. Las aguas templadas son ricas en minerales como sílice y azufre y bañarse en la Laguna Azul se dice que ayuda a personas que padecen de enfermedades de la piel como la soriasis.

La temperatura del agua en el baño y la zona de natación de la laguna tiene una media de 40 °C. Si llegas en verano a Reiki, podrás disfrutar del Sol de Medianoche durante los meses de junio y julio. Si el viaje coincide con el mes de septiembre, el cielo obsequiará al viajero con las espectaculares auroras boreales, que se muestran en uno de los cielos más limpios del planeta.

+ INFO: http://elviajero.elpais.com/articulo/viajero/Reikiavik/capital/septentrional/planeta/elppor/20080930elpepuvia_2/Tes